domingo, 22 de marzo de 2015

LA HISTORIA DEL OSITO DE TOUS


Las fotos son de la web de Tous, no las vendemos ni fabricamos copias de ellas.


En 1920 Salvador Tous Blavi y su esposa Teresa Ponsa Mas, abren un pequeño taller de reparación de relojes que, poco a poco, se va acercando al mundo de la joyería. 





En 1965 Salvador Tous, hijo del fundador, se casa con Rosa Oriol formando la unión de dos talentos que con experiencia y creatividad crean un nuevo lenguaje en joyería. 





En 1985, Rosa Oriol se inspira en lo que más tarde se convertirá en uno de los emblemas de la marca:





"En uno de mis viajes vi un osito de peluche en un escaparate y pensé en los recuerdos entrañables de la infancia. ¿Por qué no hacerlo en oro? Se ha convertido en todo un amuleto de buena suerte para millones de personas en todo el mundo, y para nosotros, marcó el inicio de nuestra expansión internacional. Aunque hagamos colecciones nuevas, el oso está siempre presente tomando diferentes formas. Es muy entrañable para mí".





En los 80 comenzó el proceso de expansión, que paso de diseñar sólo joyas para mujer a diseñar complementos como: bolsos, marroquinería, perfumes, relojes, ropa, anteojos, entre otros y marcados por su icono: el oso.





Este logo está siempre presente. 
Ya que éste es uno de los símbolos más famosos y reconocidos de esta firma, en la actualidad se han elaborado piezas de distintos materiales a parte del oro: plata, acero, amatista, cuarzo rosa, aguamarina, etc.





El mostrador de la joyería de sus suegros fue la verdadera escuela de Rosa. 
Ella era la hija de los dueños de una zapatería y de joven no acababa de entender qué veían sus padres en Salvador, el hijo del relojero.





No pienso salir con él, les contestaba cada vez que la animaban a conocerle mejor. 
Hasta que un día Salvador, aficionado al esquí igual que ella, perdió una competición y Rosa, por pena, accedió a sus proposiciones. 





Se casaron en 1965 y tuvieron cuatro hijas: Rosa, Alba, Laura y Marta. 
Hoy, las cuatro están integradas en el negocio familiar, hasta el punto de que, cada mañana, como si fuera un ritual, padres e hijas desayunan juntos en el loft de su moderna fábrica de Manresa. 





Mis hijas están en esto porque lo han mamado desde niñas; nadie les ha forzado, precisa Rosa Oriol. Ella está considerada el alma mater del negocio. Y es cierto que es tremenda; de joven, se iba a vender joyas de puerta en puerta si hacía falta y fue quien diseñó el famoso osito tras asistir a una feria de joyería en Milán. 
Sin embargo, matiza Alós, sin Salvador la empresa no sería la misma. 
Él es un corredor de fondo, y juntos forman un buen equipo. Lógicamente, han tenido sus crisis y sus peleas, porque son de temperamento sanguíneo, pero aquí los trapos sucios se lavan realmente en casa. 





Rosa, la hija mayor, es gemóloga. 
Está casada y tiene tres hijos, dos de ellos adoptados en India y uno en Madagascar.





Alba, actual presidenta de la compañía, tiene una hija de su primer matrimonio y dos de su actual compañero. 





Laura, la tercera, es economista y se encarga de las finanzas. 
Se casó con una ex jugadora de baloncesto, pionera en la NBA americana, en cuanto se aprobaron en España los matrimonios homosexuales. 





La pareja tiene dos hijos biológicos. 
Y Marta, la cuarta, es diseñadora y tiene pareja estable, aunque no se ha casado.





Alós considera que el empujón mediático que situó a los Tous donde están fue la relaciones públicas Conchita Vilella, responsable de comunicación de la empresa. 





Ella les propuso a Eugenia Martínez de Irujo como imagen de sus joyas. 
Dudaron, pero finalmente aceptaron y fue un acierto. 
La hija de la duquesa de Alba, que aún sigue ligada a los Tous como diseñadora, les abrió las puertas de la gente bien madrileña, que al principio pronunciaba la marca 'Tus', medio a la francesa, creyendo que esas joyas venían de fuera. 





Arantxa Sánchez Vicario, que también fue imagen de la casa, les dio a conocer en Europa. 





Jaydy Michel les ayudó a entrar en México y Miami, y ahora Kylie Minogue les confiere esa categoría estelar y global acorde con lo que están viviendo.





Pese a su enorme despegue económico, los Tous, que por cierto también se arruinaron por completo dos veces antes de llegar a donde están, nunca se han movido de la zona de Manresa. 





A Rosa Oriol le gusta decir que mantenerse fieles al pueblo que les vio nacer ha evitado que el éxito se les suba a la cabeza. 





Padres e hijas residen en la misma urbanización; en chalés acomodados, pero no excesivamente ostentosos, matiza Anna Alós.





«Lo único que les distingue del resto es que hasta su árbol de Navidad tiene forma de oso».




La Duquesa de Montoro desarrolla sus propias colecciones para la marca: Folklore, Pasito a Pasito, Iluminada y Leyendas son algunas de sus creaciones.





Actualmente cuentan con tiendas en otros países como Chile, México, El Salvador, Puerto Rico, Colombia y Venezuela, en ciudades como París, Nueva York y Las Vegas.





La cantante Kylie Minogue fue la modelo de la marca hasta el año 2010. 
Desde el año 2011 la modelo de la firma es Jennifer Lopez, quien previamente siempre se mostró como una gran seguidora de esta marca.





Fernando Gatto
Kaia Joyas Uruguay

LAS JOYAS DE LA DUQUESA VLADIMIR - MARÍA PAVLOVNA





La gran noticia de un par de años atrás fue cuando los tesoros perdidos de la gran duquesa Vladimir, María Pavlovna la Mayor, y su esposo, Su Alteza Imperial el Gran Duque Vladimir Alexandrovich, hijo del zar Alejandro II y hermano de Alejandro III, se encontraron en Estocolmo. 





La duquesa las había enviado a Suecia durante la revolución, para proteger algunos de sus activos y de su marido, pero después de su muerte en 1920, los tesoros parecían haber sido olvidados. 







Se encontraron varias fundas de almohada con la letra de la gran duquesa, y en el interior de cada una había un tesoro, desde cajas para cigarrillos, gemelos, chucherías Faberge y mucho más. 







Fueron descubiertos en 2009 en una caja fuerte en la embajada en Suecia. 







Habían sido enviados a Suecia en noviembre de 1918, al mes Suecia rompió relaciones diplomáticas con el gobierno revolucionario. 







Fueron subastados en 2009 por la casa de subastas Sotheby. 







El dinero de la venta fue para la restauración de la casa de la infancia de la Gran Duquesa de Rusia, y en un monumento a la duquesa.







Fernando Gatto
Kaia Joyas Uruguay

QUE SON LAS INCLUSIONES EN LOS DIAMANTES




Mientras que la literatura habla de las inclusiones de grafito en los diamantes incoloros, muchos asumen que las inclusiones negras en los diamantes son todas de carbono o sea grafito, lo único científicamente razonable para decir es que las inclusiones negras no son todas de grafito, y que pueden haber otros minerales que pueden parecer de color negro, dependiendo de la técnica de iluminación utilizada bajo el microscopio. 





Inclusiones de alto relieve en general pueden parecer negras bajo un campo oscuro, pero cuando se someten a la iluminación oblicua de fibra óptica, pueden de hecho ser de un color profundo, (rojo, verde) que no sea negro con brillo distinto de lo que sería característico de grafito, y puede ser, de hecho, granate, circón, peridoto o cualquiera de una serie de otros minerales asociados con rocas anfitrionas dimondiferous.


 


El artículo de G & G publicada en otoño del 2003 es el uno de los más técnicos en la literatura gemológica actual, y se ocupa de los diamantes negros de Siberia, que aparentemente están altamente incluidos y son diamantes cuyas inclusiones primarias son la magnetita, la hematita y el hierro nativo. 





Pero sólo va a la razón y el sentido común, que también hay diamantes incoloros siberianos que contienen concentraciones menos densas y/o diminutos de estos mismos materiales relacionados.





Grafito u otras formas de inclusiones de carbono se encuentran naturalmente en los diamantes, y también es conocido que la grafitización, tanto externa como interna, puede ser inducida por tratamientos de alta presión y alta temperatura.





En cuanto a la literatura técnica, incluso una simple búsqueda llevaría a decir que cualquier joyero que afirma que la inclusión negra en su diamante es automáticamente grafito, no sabe lo que está hablando, y punto. 





Una rápida búsqueda en la literatura sobre utilizando las palabras inclusiones negras en diamantes, resulta hasta más de 3000 artículos técnicos, que creo que sirve para entender. 





Algunos de estos artículos son gratuitos, pero la mayoría de los enlaces son revistas donde el costo de cada artículo es entre 30 y 50 dolares, sin embargo, hay un buen número de archivos PDF que están disponibles de forma gratuita. 





No hay una sola respuesta, que no sea enfáticamente diciendo que las inclusiones negras no son siempre grafito.





Fernando Gatto
Kaia Joyas Uruguay