jueves, 16 de junio de 2016

PULSERAS PERSONALIZABLES, ENCANTOS, CHARMS, DIJES




Marcar momentos importantes es la idea de las pulseras personalizadas. 
La fiebre entre los famosos por estas pulseras han caído en el gusto popular, proporcionando una singularidad a los que las tienen, ya que cada pulsera es diferente con los colgantes que simbolizan la vida cada mujer.




Son muy populares, ya que permiten expresarse a través de ellas. 
Con una simple pulsera, las mujeres pueden mostrar los lugares que han conocido en el mundo, su pasión por una mascota e incluso los intereses personales como la fotografía o la moda.




Cada persona puede hacer su propia pulsera adaptándola a su estilo y el momento de su vida. 

Además de ser alegres, llevan una historia detrás de ellas y por no hablar de que tienen una sofisticación única.




Son fáciles de combinar y se pueden utilizar desde las más básicas hasta las más de complejas según la moda. Creo que esta versatilidad ha sido otra de las razones por las que se convirtieron en una fiebre.




Invertir en dijes más neutros para ocasiones formales y otros más coloridos para hacerla más despojada. 
Otro consejo es combinar varias pulseras juntas y crear un diseño propio.




Hay más de 250 dijes diferentes para montar su propia pulsera y para elegir los que mejor se adapten a su estilo. La más barata va por 50 dólares y la más cara en oro por 1.190 dólares.
Ya las pulseras van desde 150 a 1.650 dólares-




Si no desea invertir tanto dinero en una pulsera personalizable, se puede comprar una de fantasía. 
Sólo tienes que buscar las marcas de confianza y consultar el catálogo para ver si tienen un modelo de pulsera que te guste.

 



Fernando Gatto
Kaia Joyas Uruguay

JOYAS EN ACERO





Recientemente se han introducido en el mercado las joyas de acero, en un principio comenzaron a usarse en el ámbito del body piercing, ya que una de las principales ventajas de la joyería de acero es la de ser hipoalergénica, y nada mejor que usar el mismo material que se utiliza en un quirófano para perforarse el cuerpo sin riesgo a contraer ningún tipo de infección. 




Lo que en un principio comenzó a ser usado por una minoría un tanto limitada, de a poco se ha ido extendiendo a otros ámbitos mucho más mayoritarios, lo que rápidamente ha llamado la atención de los importadores de joyas, ya que al tratarse de un material mucho más barato que los metales preciosos de costumbre abre un gran nicho en el mercado de la bisutería en general y en el de las joyas de diseño en particular.




El acero quirúrgico tiene unas características únicas para haber llegado a ocupar por fin este lugar principal que hoy tiene en el mercado de la fabricación de joyas. 
Es un material que no se degrada ni se oxida, es duro y no se deforma, es brillante y atractivo, resistente y muy fácil de limpiar. 




Además, puede ser decorado como el resto de metales nobles y llevar piedras preciosas o semipreciosas, esmaltados o cualquier otra técnica usada en los talleres de joyería tradicional para hacerlo más atractivo.

 


Desgraciadamente vivimos en una sociedad a veces insegura en la que los robos y asaltos están a la orden del día. 
Antiguamente ser asaltado y perder en el abuso un anillo o unas caravanas de oro podía convertirse en un drama monetario, pero con el acero eso ha cambiado ya que, aunque cualquier pieza de joyería siempre suele tener un valor sentimental asociado y a nadie le gusta ser objeto de un robo, el valor económico de la pieza no es tanto como si esta hubiese costado el equivalente a la misma realizada con metales preciosos.




Con la introducción de este tipo de joyas se abre también un gran abanico en la joyería de hombre en acero, ya que los hombres han sido habitualmente más reacios a usar estos adornos, entre otras cosas, por encontrar sus materiales demasiado ostentosos. 
Hoy en día no nos resulta extraño en absoluto ver al género masculino con gemelos, anillos, pendientes e incluso brazaletes y colgantes que muchos diseñadores están incluyendo en sus colecciones, lo que ha disparado la venta de joyas en acero quirúrgico, por lo menos entre este sector de la población que siempre ha sido un objetivo complicado para los fabricantes. 




No significa esto que la joyería de mujer en acero tenga menos mercado o esté menos valorada, todo lo contrario. A las mujeres les gusta cambiar y usar diferentes metales, estilos y, si es posible, una pieza diferente cada día. 




Hoy en día las mujeres valoran más el diseño y la variedad y si esto va unido a un precio más accesible. 
El acero quirúrgico ha ampliado de una manera exponencial las posibilidades del diseño y la venta de joyas a un precio mucho más accesible que otros metales, incluida la plata que, quizá, ha sido el metal que más ha sufrido con la introducción del acero.

 


La joyería de acero al principio se destacaba fundamentalmente por su simplicidad y sobriedad frente a las antiguas piezas casi de orfebre que estaban de moda, se buscaban piezas funcionales, de líneas discretas y diferentes, principalmente rectas o con muy poca decoración. 




Pero hoy en día los mayoristas de joyas han dado un vuelco a esta situación, ya que el acero, aparte de poder ser grabado, se presta a todo tipo de manipulaciones y mezclas resaltando el valor de las piedras preciosas e incluso maderas nobles, además de admitir ser trabajado junto con otros metales de toda la vida y de este modo resaltar su valor, principalmente el cobre, la plata, el oro o incluso el aluminio. 




En la industria de la joyería, las Joyas de Acero Quirúrgico también son llamadas Joyas de Acero Inoxidable. 




Composición

El acero quirúrgico es un tipo de acero inoxidable.
 
El acero inoxidable es una aleación que tiene como base el hierro mas algunos elementos diferentes, entre ellos el cromo. 
El cromo es el elemento principal que hace que el acero sea inoxidable.
Comúnmente se compone de una aleación de cromo (12–20%), molibdeno (0,2–3%) y, en ocasiones, níquel (8–12%). 
La palabra acero fue utilizada por primera vez como una descripción de la cuchillería en Sheffield, Inglaterra alrededor de 1916. 
Otro de los elementos del acero es el níquel, que proporciona al acero un acabado suave. 
La adición de molibdeno hace del acero inoxidable más resistente a la corrosión.




Tipos 

Acero quirúrgico no es un término científico utilizado para clasificar el acero utilizado en joyería. 
Sin embargo, hay clasificaciones específicas utilizadas para identificar el tipo de acero en una pieza. 
Los tipos más comunes son 316L y 316LVM".




L refiere a bajo en carbono tal como 0,03 %.
LVM se refiere a la producción de vacío de bajo carbono. 

El acero más utilizado y eficaz utilizado en joyería es 316L. 
Este tipo es lo suficientemente fuerte, resistente a la corrosión y de fácil manejo durante la producción.




Ventajas

Las personas con alergias a los metales por lo general no reaccionan cuando se utiliza acero quirúrgico. 
Una característica muy importante del acero quirúrgico es que es más duro que otros metales, tales como oro y plata, y no puede ser fácilmente doblado o dañado. 
Su composición química hace que sea casi imposible de rayar y puede soportar elementos corrosivos tales como el sudor, el polvo y la humedad.




Controversia

A las preocupaciones temáticas del níquel - que es parte de su composición - y sus posibles efectos nocivos. 
Hay personas que son muy reactivas al níquel y pueden desarrollar alergias a la exposición. 
Varias compañías de fabricación reivindicación que la joyería de acero quirúrgico de acero níquel de alta calidad está relacionada fuertemente con la composición química del acero y que no puede ser liberado a la piel y el cuerpo. 
Antes de comprar este tipo de joyería, usted debe comprobar si usted tiene reacciones al níquel.





Fernando Gatto
Kaia Joyas Uruguay