viernes, 7 de septiembre de 2012

NADA MAS VERDE QUE LAS ESMERALDAS






General

Categoría Minerales ciclosilicatos
Clase 9.CJ.05 (variedad de berilo)
Fórmula química Be3Al2(SiO3)6::Cr





Propiedades físicas

Color Verde
Raya Blanca
Lustre Vítreo
Sistema cristalino Hexagonal
Hábito cristalino De masivo a cristalino bien definido
Fractura Conchiforme
Dureza 7.5
Peso específico 2,70 y 2,90
Índice de refracción 1,576 - 1,582
Birrefringencia δ = 0.0040–0.0070
Pleocroísmo Distinto, azul-verde/amarillo-verde
Propiedades ópticas Uniaxial (-)


 




El nombre Esmeralda viene de la palabra latina verde, smaragdus. 
Así como con los colores del arco iris, el enriquecido verde de la Esmeralda se centra dentro de su tesoro de tonalidades de piedras en los colores mas preciosos del mundo. 
Ellas son el jugo de las flores verdes de el reino mineral. Por mas de 4,000 años, la cultura alrededor del globo a tenido que buscar Esmeraldas para sostén como regalo para una majestad. 
Durante los años pasados de Faraones (69-30 AC.), Cleopatra atesoraba sus Esmeraldas mas que todas las otras piedras. 
El lugar de su antigua mina de Esmeraldas siguió siendo un enigma hasta que fueron descubiertas en los últimos años de 1800 cerca del Océano Rojo. 










Herramientas dentro de las varas de mina fechaban a 1650 AC., pero solo la calidad marginal de Esmeraldas pueden ser encontradas. 
Un siglo y medio después del reino de Cleopatra, los Romanos gobernaban y educaban, Plinio declaro que “nada verde es mas verde” que la Esmeralda y las Esmeraldas fueron las únicas piedras las cuales deleitan el ojo sin fatigarlo. 
De hecho, el Emperador Nerón usó gafas o lentes de Esmeralda para ver los gladiadores.
Las Esmeraldas se volvieron la piedra de Mayo el 12 de Agosto de 1912, cuando el Retail Jeweler’s Association de América arbitrariamente decidió su lista de “piedras oficiales de nacimiento.” 
Esta lista, con el citrino añadido, fue adoptado por el American Gem Society en 1938. 
En 1952, una variación de esta lista fue adoptada juntamente por el American national retail jeweler’s Association, el American Gem Society, y el National Jewelers Association, asi establecieron por fin la lista en uso actualmente.








Las Esmeraldas son también la piedra apropiada para los 20º y 55º aniversarios e identificado como la piedra planetaria de Tauro (Abril 20 – Mayo 20) y la piedra de la suerte para Géminis (Mayo 21 – Junio 20) y Cáncer (Junio 21 – Julio 22).

Las Esmeraldas recobradas del naufragio de Nuestra Señora de Atocha recientemente jugaron un rol de criticas tratando de determinar los orígenes de muchas joyas reconocidas en el mundo. Geólogos Franceses y Colombianos colaboraron científicamente para descubrir de donde eran las Esmeraldas.

Ellos determinaron que los niveles de oxigeno de isótopos dentro de los cristales fueron exactos indicadores de su procedencia, ligando la piedra a menudo a una mina individual.








Bombardeando la Esmeralda con una viga de iones de cesio, ellos pudieron recoger y analizar el desalojamiento de iones de oxigeno asignándolos a ellos de valores únicos y específicos. 
Los investigadores que examinan las Esmeraldas de colecciones de todo el mundo, y re-evalúan los supuestos orígenes.
Utilizando una Esmeralda Atocha como prueba  confirmaron que la piedra era de origen Colombiano. Estos hallazgos fueron hechos públicos en los periódicos: Ciencia – edición Enero 28, 2000.

El análisis descrito anteriormente cambio la larga y aceptada teoría-que todas las piedras de Esmeraldas de calidad de los viejos tiempos venían de estos lugares Australia, o Egipto. 
Fue descubierto que algunas piedras eran originarias de  Pakistán y Afganistán. 
La sorpresa mas grande fue que casi todas las antiguas Esmeraldas, efectivamente fueron minadas en Colombia, y embarcadas para el Viejo Mundo por las flotas Españolas durante los siglos 1600 y 1700.


 




Los Españoles descubrieron las Esmeraldas Colombianas en 1536, durante la conquista de Sur América, e inmediatamente, ellas se volvieron muy caras. 

Las minas trabajadas por la gente indígena rápidamente cayeron bajo la autoridad Española, añadiendo una gran variedad de tesoros al Nuevo Mundo, controlados por los Españoles. 
Las Esmeraldas de esta región de Colombia, por mucho tiempo han sido consideradas las mas finas de el mundo, las Esmeraldas traídas desde la Atocha dan una fuerte evidencia arqueológica manteniendo este viejo comercio. 
Hasta ahora, hay como 6,000 piedras Colombiana sin cortar, “en bruto ” que han sido recobradas del Atocha. 
La fabulosa y rica carga que el Atocha llevó a su destino,  pueden haberse regado por todo Europa y Asia y la verdadera localidad de donde fueron minadas permanecerá en duda.


                                 




Colombianas- El nacimiento de las esmeraldas


La fecha Arqueológica que nos indican los sitios de nacimiento de la colección cristalina de Esmeralda Colombianas, nos indican que su formación es de alrededor de 500 años A.D. 

Indígenas de el área moderna del norte de Bogota dominaban técnicas de perforación, pero nunca desarrollaron la habilidad de lapidario mas allá de un simple moldeo. 
Aparentemente, ellos nunca intentaron tallar. 
Todo esto cambio cuando llego Cristóbal Colon y los conquistadores Españoles.

Después de la invasión, la armada Española encontró nativos Colombianos con Esmeraldas, ellos obtuvieron  información que les hizo desistir de los planes que tenían de  ejecutar asaltos contra los Indios en las regiones montañosas de ricas Esmeraldas del norte de Bogota.
En esos tiempos (a mediados de los 1600´s), el Indio Muzo controlaba la región y peleaba furiosamente, pero en vano contra los Españoles que invadían. 








Hoy, descendientes de los Muzos, llamados guaqueros, persisten en arriesgar sus vidas para excavar por las piedras mientras se niegan a reconocer que cualquier persona tiene derechos a las piedras. 
Esta, violencia natural que excede la sociedad Colombiana, proporciona un contexto voluble para la industria.
Hoy, el gobierno Colombiano nominalmente controla todo menos una mina de Esmeraldas. 
La Mina Muzo, a alternado entre dueños privados, operación publica, y hasta dueños Británicos, y ésta actualmente trabaja bajo10 años de contrato para desarrollar las 200 hectáreas (unos 480 acres) la cual abarca el deposito primario del Muzo. 
Tecminas son dueños del contrato hasta 2004, y sus empleados viven y trabajan en un campo armado.
Bandidos y patrullas paramilitares se mantienen en espera a lo largo de los dos caminos que conducen a la mina de  Muzo. 








Ellos operan bajo dos premisas.


1 Pasajeros en vehículos llevando a las minas grandes sumas de dinero.

2 Y cualquiera que viaje cargando Esmeraldas.


Estos grupos operan con impunidad, son fuertemente armados, y han atacado con éxito a convoyes armados teniendo de mas de cincuenta vehículos armados.

La “operación” de la mina del Muzo es similarmente increíble. 
Los depósitos de Esmeraldas descansan generalmente en la vena de la calcita arrimándose en suave pizarra cerca de la superficie de la tierra. 
Las niveladoras hacen golpeos repetitivos a la cara de los lados de el escarpado de la inclinación del valle.

Ahí hay cientos de trabajadores, o pedreros, quienes ganan aproximadamente $600 por mes. 
A pesar de el sueldo tan bajo, los Colombianos colectan hasta el agotamiento solo por una franja de beneficio – el picando mensual, cuando los grupos de trabajadores se amontonan alrededor de las niveladoras para así agarrar  sus raspaduras, cuidadosamente buscando las calcitas que brillen. 

Durante el picando, los trabajadores son permitidos a excavar por Esmeraldas con sus manos o con picas pequeñas. 







Los representativos de la familia que controlan a  Tecminas inspeccionan lo encontrado, seleccionan así los mejores pedazos, conocidos como gangas en bruto, para los dueños de las compañías. 
Los pedreros después se les permite que se embolsen el resto de su caza como un regalo por trabajar en Muzo. 
La explotación no termina ahí. Las niveladoras Tecminas  arrojan toneladas de raspadura de pizarra y todo el desperdicio y suciedad de lo que sobra de las esmeraldas en un arrollo, en el cual esperan miles de guaqueros expectantes.

Un promedio, de cuatro o cinco guaqueros mueren cada semana en peleas por las Esmeraldas.

Los pedreros y guaqueros que son valientes y sobreviven a la violencia en búsqueda por esmeraldas entre montones de pizarra en la corriente de desechos pero deben intentar llegar a Bogota escapando de los paramilitares y los ladrones a lo largo de la carretera que va de Muzo a Bogota.

Composición y Características de las Esmeraldas

La Esmeralda es un silicato de clase mineral, categorizada como un Berilo (Be3AI2(SiO3)6) son claras en su forma de pureza, pero a menudo contienen impurezas la cual provienen de un mineral que varia en su coloración. 
La familia del berilo incluye aguamarinas azul claro, morganitas rosadas, heliodores dorados, berilos rojos, y berilos verde claro. 
Son silicatos las cuales abarcan la mas larga clase de minerales, y las Esmeraldas son solo una pequeña fracción de esta clase.


 



Esto es porque las Esmeraldas cristalinas son formadas de una roca metamórfica, en cambio otros berilos crecen en pegmatitas. 
La transformación metamórfica generalmente limita el tamaño de la formación de la Esmeralda cristalina, haciéndola aun mas rara en tamaños grandes. 
Las Esmeraldas deben sus tonalidades a rastros  mínimos de cromo encerrado entre los cristales de ciclo-silicato – lo mismo con el elemento Midas la cual le da a los rubíes el rojo ardiente. 

“Con menos de un uno por ciento de cromo (o vanadio), un cristal de berilo deja  pasar la porción verde del espectro de la luz blanca mientras absorbe el rojo y azul, convirtiéndose en fabulosas esmeraldas”

Las Esmeraldas son encontradas en varias partes del globo. Sin duda, las mas finas esmeraldas vienen de las primeras tres minas Colombianas: Muzo, Chiyor, y Cosquez. 
Otras Esmeraldas con pequeñas variaciones en color, claridad, y calidad son también minadas en Brasil, Pakistán, Afganistán, Madagascar, Nigeria, Rusia, Zambia, y Zimbabwe.


 




Las Esmeraldas son pesadas en carates (no es para confundirse con kilates, la cual prefiere a la pureza del oro), con un carate igualando 1/5 gramos, o 1/42 onza. Por la gravedad relativamente baja e especifica de Esmeraldas (SGE = 2.72), las Esmeraldas son físicamente mas grandes que los diamantes o rubíes que son pesados similarmente.



La Superficie de la Esmeralda

Lo que usted esta buscando es la calidad del trabajo lapidario. 
Como cuando usted mira la superficie, es suave y estilo vidrio? Esto es una seña de un pulido perfecto. 
Usted puede ver huecos o rayones. 
Al menos, que sean pocos y no visibles a no ser con lupa, eso tendrá poco efecto en la belleza de la piedra.

Ocasionalmente, la superficie entera de la piedra esta cubierta con pequeños huecos. Aunque no sean percibidos a simple vista, estos afectan el brillo de la piedra. 
La reducción del brillo no es verdaderamente aparente, para apreciarla requiere experiencia obtenida a través de la comparación de varias piedras.

En muchos momentos usted tendrá problemas distinguiendo si las marcas están en la superficie de la piedra, o dentro de ella. 
Para resolver esto, gire la piedra para que la luz se refleje fuera de la faceta.
 






Cuando una faceta actúa como un espejo, las inclusiones debajo desaparecen, pero los rayones en la superficie todavía están visible.

La faja "debe" verse pulida. 
Si no, indica que la piedra fue cortada con rapidez. Un cortador de piedras malo o poco profesional haría eso. 

Para continuar la evaluación de la calidad del corte, mire en la “unión de las facetas”. En una piedra bien cortada, ellas forman esquinas afiladas y todas las facetas en una fila serán el mismo tamaño y figura. 
Es común ver facetas que varían en tamaño y esquinas que no se unen o recubren. Si las diferencias son pequeñas, no tendrán un efecto significante en la belleza de la piedra. 
Así cuando el problema se incrementa, el brillo de la piedra empieza a sufrir.

Cuanto filo tienen los bordes de las facetas? Esta es una interesante pista para buscar. Diamantes, con su increíble dureza, tiene los bordes filosos. Esto es una pista para su identidad. 
Piedras de colores fuertes, como: circonios, rubíes y zafiros vienen levemente aserrados. 
Piedras suaves, aquellas por debajo de nueve en dureza, usualmente serían suaves alrededor de la faceta de los bordes. 
De vez en cuando usted se encontrará alguna piedra cortada estilo fantasía con los bordes excepcionalmente afilados en un material que es solo 7 o 8 en dureza.






Aunque usted será capaz de apreciar todas las sutilezas en una piedra así, usted puede darse cuenta de la calidad de trabajo en el pulir, el reunir, y los bordes de las facetas.

Voltea la piedra hacia abajo y mira a la culata. Puede estar astillada. 
A esto le llamamos “papel dañado” y puede ocurrir cundo las piedras son cargadas juntas en envoltura de papel. Otra vez, si no es visible sin magnificación, no tendrá un efecto significativo en la belleza de la piedra.

La calidad del trabajo lapidario afecta la belleza de la piedra y por eso es valioso. Una infracción menor o dos es aceptable, pero varios ejemplos de trabajos mal hechos disminuyen la belleza de la piedra. Esto es verdad aunque no sean individualmente visibles a simple vista.

Cuando usted examina un cabochon, empieza por juzgar el pulido, justamente igual como lo harías con una piedra facetada. 
Busca por cualquier rayón o picado que puede reducir la cantidad de luz reflejada de la superficie.

La próxima cosa que debes buscar es como de igual esta el contorno. Un cabochon debe tener una igualdad de curvatura a su superficie. Mira de los dos lados y bordes. La figura, o curvatura, deben de ser como la imagen de un espejo de lado a lado. Ninguna área debe ser mas gorda que el lado opuesto y ahí no debe haber sobresalidas.



 




La segunda cosa que debes juzgar en cuanto a la figura es sostener la piedra para que la luz se refleje fuera de su superficie. 
Después mueve la piedra para que la luz viaje cruzandola por arriba. 
Si la superficie es apropiadamente cortada, usted vera la banda de reflejos de luz que resbalan igualmente en la superficie. 
La banda de luz empezará a culebrear si hay alguna irregularidad. 
Por encima de la piedra es donde usted puede ver con mas facilidad esto. 
A menudo una pequeña área podría de alguna manera estar aplastada. Esto será difícil de ver cuando usted esta mirando por el lado, pero muy obvio cuando la luz pasa por encima. 


Mirar Adentro


Uno de las cosas mas interesantes y útiles para un  gemólogo es el estudio de las inclusiones. Cuando usted empieza a examinar piedras, usted encontrará un numero inmenso de variaciones internas. 
La definición de una inclusión es cualquier cosa que afecte el fluido de luz. Mientras esto suena negativo, usted se dará cuenta que algunas inclusiones son bellas.


   




Otras son increíbles, cuando aprendas qué son y como llegaron adentro de la piedra.


Una de las categorías mas fáciles dentro de las  inclusiones para identificar son las fracturas. 

Las Esmeraldas casi siempre tiene fracturas internas, mientras que no son comunes en muchas piedras. Pequeñas, fracturas internas que no alcanzan la superficie tendrá mínimo efecto en la piedra. 
El hecho que se hayan conservado a través del proceso de corte sin dañar atestiguan eso. 
Fracturas largas, o cerca a un borde delgado, son significativas.

Si la fractura alcanza a la superficie de la piedra, tiene la habilidad de absorber líquidos. 
Con el tiempo ellas pueden absorber suciedades y aceites de la piel, perdiendo algo de su brillo.
En Esmeraldas, este rasgo es usado para absorber aceite o otras substancias con la misma RI como la piedra. 
Esto las hace mucho menos visible. 
Para verlas, usted necesita verlas muy de cerca y ponerles la luz de un buen ángulo. Si usted ve un radiante multicolor, resbaloso como aceite, usted a detectado una fractura llena.


 




Algunas veces una fractura sobre sale, interrumpiendo el flujo de la luz. Otras veces la fractura esta tan apretada y  junta que la luz fluye a través de la fractura. 

Este tipo de fractura mostrara un brillo, multicolor de resplandor cuando la luz le pegue en el ángulo correcto.
La mayoría de fracturas tienen al menos una leve curvatura en ellas. 
Las gemas tienen planos de rotura que son como el grano de la madera. A lo largo del plano de rotura la piedra se parte fácilmente. 
Encontrar una rotura de fractura en una piedra es un signo de debilidad significante.

Los otros tipos mas comunes de inclusiones son otros minerales. Estos pueden ser pequeños trozos de escombros o miniaturas, de cristales enteros. 
Los Peridotos de Afganistán algunas veces tienen manojos de turmalina que se ven como moscas. 
La espínela pueden ser incluida por pequeños cristales de espínela arreglados en un plano. Estos son frecuentemente espectaculares!

Algunas inclusiones de mineral son opacas. Su tamaño y numero tienen mucho que ver con cuanto interfiere el pasaje de luz. Negro, “carbón” manchas en diamantes son comunes ejemplos de esto.


 




Otras inclusiones son transparentes. Como sean de visibles eso depende de su RI. En otros casos, como la espinela, son casi invisibles, para verlos usted necesita tener un fondo neutro detrás de la piedra y la luz viniendo de los lados.

“Seda” es encontrada en varias gemas pero es particularmente común en corindón, espínela y granate. Esto es un patrón muy delgada de fibras como, cristales. Cuando están lo suficientemente bien y todas arregladas en una misma dirección, a usted le puede dar la impresión que esta mirando a una piedra a través de una fina capa de seda, pero si la saturación de seda es mucha la piedra se verá opaca.


Usted también va a ver un numero huecos en sus piedras. Algunas son burbujas de gas que fueron atrapadas dentro del cristal cuando se formo. 
Además de gas, pueden contener un liquido o un cristal, esto puede ser pista significativa para la identidad de una piedra.


   




Usted puede sorprenderse de ver lo que se llama como la impresión de una piedra. Esto es una “fractura curada.” En algún punto de la historia del cristal, se rompió. Después las condiciones de crecimiento se hicieron presentes y crecieron juntos, o se curaron.

Las fracturas, minerales y huecos son los primeros tipos de inclusiones que usted verá. 
De cualquier modo, ahí hay algunas que son específicamente de interés. 
Los peridotos son conocidos por sus “inclusiones de almohadilla” 
Son pequeñas manchas negras encerradas por una curva de fractura que se ve justo como un almohada. 
Esto es común y fácil de ver.


 



Se puede ver algo similar en un rubí o zafiro. Algunas veces pueden tener una inclusión opaca con una fractura alrededor. 
No serán tan bellas y simétricas como en un peridoto. Esto es una indicación de que la piedra a sido tratada con calor. Cuando se puso lo suficientemente caliente la inclusión se rompió, creando una fractura alrededor.

Los granates demantoides son identificados por sus distintivas inclusiones de “cola de caballo”. El nombre es muy descriptivo y si usted alguna vez ve uno no tendrá duda de lo que le digo.


   




Evaluación del Color


El color en piedras no puede ser distribuido igualmente. Esto es muy evidente en piedras como el Ametrino y la turmalina sandía, la cual son cortadas para mostrar las separaciones de colores.

La amatista es conocida por su “zona”, que puede tener áreas de violeta oscuro encerrado por un violeta mas claro o un cuarzo descolorido. 
Con un corte cuidadoso, orientando el color de la culata, la piedra será igualmente colorida por encima. 
Esto le dará a la piedra su mas alta belleza y apariencia. Si usted puede ver la zona por encima, o con un leve toque, sin duda reduzca el valor de la piedra.

Esto también es común en zafiros. Los mismos principios se aplican, si no puede ver la zona por encima; esto no afecta el valor de la piedra.

Las zonas de color en un amatista serán casuales , mientras la zona de un zafiro esta en bandas derechas. Son presentadas aunque no sean suficientemente distintivas para ser miradas a simple vista. La mejor manera de verlas es contemplando la piedra desde el fondo con la luz viniendo desde atrás.



   




Usted tiene que estar mirando directamente encima de el plano de color para distinguir la banda, se toma un poquito de practica para ver esto, pero vale la pena aprenderlo.

Cuando usted vea la banda, chequee para ver si esta derecha o curvada. Si hay alguna curvatura será sutil, entonces usted tiene que verlo cuidadosamente para percibirlo. 
De cualquier modo, esto es muy significativo. Si el estriado, de la banda de color, es curva eso quiere decir que es una gema de fundición sintética. 

Ahora usted puede ver cuanta información puede obtener de una lupa X 10. Si usted es un principiante, esto probablemente puede traerle docenas de preguntas y esas lo dirigirán a su próximo nivel de estudio.



 





Como Cuidar sus Esmeraldas



Las esmeraldas son mas duraderas que las piedras mas suaves como ópalos, perlas, corales rojos y tanzanitas, y mas duras que muchos hierros. 

En el caso de los anillos siempre remueva su joya con esmeralda de su dedo para hacer actividades fuertes, lavar platos, o trabajar con herramientas. 
Un golpe contra un plato puede romper su esmeralda.
Limpie su Esmeralda periódicamente (cuando este claramente sucia!) con agua tibia y detergente de platos. Realice esta operación con la ayuda de un cepillo de dientes suave. Límpielo bien, enjuáguelo y séquelo.
NO USE NINGUN ULTRASONIDO O LIMPIADORES CON VAPOR. Evite temperaturas que cambian rápido y calores altos.





Las Esmeraldas deberían ser re-aceitadas cada 2-5 años y reajustada solo por un joyero con experiencia en manejar los requerimientos de estas finas piedras.
Ellas deberían ser guardadas separadas de los diamantes y otras piedras para prevenir rayones.



FURA Y TENA LEYENDA INDIGENA

“Fue Are el supremo Dios, creador del territorio y pueblo de los Muzos; como una inmensa sombra inclinada asomo por los lados del gran rio (Magdalena) atravesando en lento vuelo la inmensidad del espacio, y al vaivén de su paso columpiante, según la mayor o menor detención del movimiento, iban surgiendo las montañas y los valles como agradecida salutación a su alrededor.

Se detuvo después a las orillas del sagrado rió (Minero) y de un puñado de tierra formo los ídolos que llamo Fura (mujer) y Tena (Hombre) que arrojo después a la corriente, en donde purificados por los besos de la espuma, tomaron aliento y vida, siendo ellos los dos primeros del linaje humano.
Ares les enseño a cultivar la tierra, fabricar la loza, tejer las mantas y luchar braviamente para defenderse de las fieras y de los seres extraños que llegaran a su territorio; les dio normas de salud y de vida, inculcándoles la libertad sin limitaciones de ninguna especie, les puso el sol, la luna y las estrellas y que para que eternamente gozaran de la tierra, les concedió el privilegio de una perpetua juventud; pero el amor debía ser único y exclusivo entre los dos, regla de vida que violada por la infidelidad traería para ellos , la vejez y la muerte.









Ares les enseño los límites de sus dominios, les dio una perpetua juventud y una progresiva fecundidad, veían como su descendencia descuajaba las montañas y poblaba los dominios. Cada Muzo cumplidos los veinte años, escogía parcela y formaba su hogar plenamente libre, sin sometimiento a régimen de gobierno alguno, sin otra obligación que la de venerar a los sagrados progenitores Fura y Tena.
Fueron así surgiendo en las montañas los labrantíos de Tortur, Tunugua, Pauna, Canipe, Misucha, Quipama, Cubache, Sacan, Terama, Corauche, Acoque, Chungaguta, Maripi, Ibacapi, Chanares, Bunque , Macaguay, Coquita, Quipe, Cuacha, Guaquinay,Sosque, Isabi, Maite, Boquipi, Puri, Quibuco, Pistoraque, Coper, Surapi, Itoco, Yanaca….,Como tributo de veneracion a los dos primeros seres que tan fructíferamente cumplían el mandato del supremo Are, Dios creador que en su marcha al sol hacia mucho tiempo se había sumergido en la sagrada corriente del Carare.
Tranquila y dulce, dentro del trabajo rudo se deslizaba la vida de los Muzos y pasados muchos siglos de la muerte rondaba al fin de la juventud de Fura y Tena. Por los mismos lados del occidente por donde apareciera Are llego un extraño mancebo de extraña razaen busca de una flor privilegiada y milagrosa, que tenia en sus perfumes el alivio a todos los dolores y en sus esencias el remedio de todas las enfermedades; curiosamente recorría las montañas, cruzaba los ríos, trepaba los árboles y esperaba la aurora en los mas anchos picachos escrutando en vano por todas partes la planta que ostentaba la codiciada flor.








Zarbi, era el nombre de ese extraño personaje; vago muchos días y muchas noches en busca de la flor, y convencido de la inutilidad de su empeño acudió a Fura con la esperanza de hallar un firme apoyo a sus propósitos, relatándole las maravillosas propiedades de la planta.


Tanta fuerza de convicción puso a Zarbi a sus palabras que la compasiva Fura se ofreció a ayudarle a descubrir la flor y en busca de ella se fueron los dos a la montaña, pero el sentimiento de Fura iva cambiando y el primitivo de su compasión se fue extinguiendo para surgir el amor; en busca de la flor misteriosa encontraron el amparo de la selva, la propicia ocasión para la infidelidad, venenoso flor que llevaba la muerte en sus secretos. La acusación de la conciencia, palabra de Are que halaba desde la intimidad del alma, tomó la Fura triste y con la tristeza diariamente le llegaba la vejez, prueba irrefutable de infidelidad y anuncio seguro de la muerte.
Comprendió entonces Tena que la sagrada ley del único exclusivo amor que les impusiera Are había sido violado por Fuera y que debía morir; pero la infiel, en castigo tendría que sostener en las rodillas durante ocho días; el cadáver del esposo engañado, para así pagar con lagrimas los despojos de la inocente victima, mirar y sufrir todo el horroroso proceso de la descomposición humana.







Cuidadosamente afilo Tena su macana, a manera de puñal y recostado en las rodillas de Fura, se atravesó el corazón. La sangre empezó a manar borbotones de la herida, cubriendo en movediza manta los pies de fura, mientras su alma iniciaba la marcha al sol, el astro que Are había puesto para animar la vida; pero antes de la ausencia eterna buscó la venganza, y en lejanas tierras convirtió a Zarbi en un desnudo peñasco, para así poder flagelarlo con ramales de rayos desde la mansión solar, el cielo de los muzos.
Zarbi dentro de su pétrea movilidad pudo, sin embargo, luchar, defenderse y vengarse; se desgarro las entrañas transformando toda la sangre que le animara la vida en torrente de agua, que despedazando la maleza, fue a inundar las tierra de los Muzos, y al contemplar a Fura con el cadáver de Tena en las rodillas, más tormentosas se volvieron esas aguas que enfurecidas se estrellaron contra los esposos, aislándolos para siempre y dejándolos frente a frente convertidos en dos peñascos que cortados a tajos, se miran todavía, separados por la atropellante torrente del río (Minero).







Inmenso fue el dolor de Fura; pocas las horas que sostuvo en las rodillas el cadáver de Tena; fueron siglos de amargura; sus lamentaciones y sus lagrimas viven y vivirán en la historia de los Muzos, sus gritos de dolor al perforar en ecos la quietud de la selva, reventaron convertidas en bandadas de multicolores mariposas y sus lágrimas que en vano quiso contener el hijo mimado de Itoco, se fueron transformando al beso del sol en una cordillera de montañas, pero montañas de esmeraldas.
La triste suerte de Fura y Tena conmovió, sin embargo, el corazón de Are que desde su trono del sol los perdono, poniendo para vigilar los sagrados peñones una guardia permanente de tempestades, rayos y serpientes, y permitiendo que sean siempre las aguas del rió minero, sangre de Zrabi, las que descubran, clarifiquen, laven y abrillanten las esmeraldas de Muzo, lagrimas de la infiel y arrepentida Fura.







Fuente   --  Museo de la esmeralda de colombia.




Fernando Gatto
Kaia Joyas Uruguay 



















No hay comentarios.:

Publicar un comentario