jueves, 22 de noviembre de 2012

DENSIDAD DE LAS PIEDRAS Parte 2



Concepto y Método con fluidos densos


Un método importante para obtener un valor aproximado de la densidad relativa de las gemas es el método llamado líquidos pesados ​​o densos.


Este método consiste en la introducción de la gema a ensayar en un recipiente, normalmente un vaso que contiene un líquido de peso específico conocido. 
Si la densidad relativa (DR) de la roca es mayor que la del líquido, es obvio que se hunde, mientras que si es menor, flota. 
Si la piedra y el líquido y tienen el mismo peso específico, se mantendrá suspendido sin hundirse o flotar. 
Realización de pruebas sucesivas, es decir, la inmersión de la piedra en diferentes líquidos y observando su comportamiento, puede determinar los límites entre los cuales oscila su peso específico, que es a menudo suficiente para identificarlo. 
Con un poco de práctica, es posible estimar con precisión razonable el DR simplemente observando la velocidad de bajada o subida de la gema colocada en un líquido denso determinado.




Hidrómetro de Westphal



Los líquidos pesados ​​principales que se utilizan en gemología son:

Bromoformo (CHBr3 composición, DR = 2,89), 

Yoduro de metileno (CH2I2 composición, DR = 3,32) 

Clerici, una solución de sales de talio, (DR = 4 15).

Se recomienda para manejar estos líquidos a el aire libre usando máscaras inhalantes y guantes durante las pruebas, en vista de su alta toxicidad, especialmente la solución Clerici, que es muy tóxica. 

A medida que los líquidos densos son volátiles y se oscurecen con el tiempo, deben permanecer perfectamente cerrados y protegidos de la luz. 

También es recomendable poner plaquetas de cobre con el bromoformo y yoduro de metileno, como estos elementos reaccionan con el yodo libre y la descomposición de bromo, evitando y oscurecimiento de líquidos.

Las muestras a probar deben ser puras, es decir, no se puede mezclar con otras especies minerales. 
Antes de cada ensayo, las gemas y las pinzas deben lavarse, preferiblemente con benceno (si se usa bromoformo y yoduro de Metileno). 
Todas las piedras que fluctúan en un líquido denso deben ser tocadas suavemente con pinzas para asegurarse de que realmente la DR es menor que la de el líquido así evitamos confundir eventualmente que tengan un peso específico mayor que el del fluido, pero no se hundan debido la tensión superficial de los mismos. 
Cuando la temperatura ambiente es demasiado alta, es aconsejable cambiar el agua a intervalos de tiempo regulares para mantener la exactitud de los resultados.




Picnómetro



Cada persona puede preparar una serie de líquidos densos que mejor se adapte a sus necesidades, tomando en consideración las joyas con las que liden con más frecuencia. 
Este conjunto consta normalmente de los líquidos antes mencionados, ya sea puro como diluido con otro densidad relativa más baja. 
La práctica ha demostrado que en general el conjunto más útil consiste en los líquidos densos siguientes:

1 º Bromoformo diluido a 2,65 DR para el cuarzo

2 º El bromoformo diluido a 2,71 DR para el Berilo

3 º Bromoformo puro 2,89 DR

4 º Yoduro de metileno diluido a 3,06 DR para turmalinas verdes o rosadas

5 º Yoduro de metileno puro 3,32 DR

6 º Clerici solución diluido 3,52 DR para el Diamante

7 º Clerici solución diluido a 4,00 DR para el Rubí o Zafiro (corindones)

Al ser hidrocarburos, el bromoformo y el yoduro de metileno no se mezclan con agua y se deben diluir con disolventes tipo:
Tolueno  DR = 0,86 
Benzoato de Bencilo DR = 1,17
Monobromonaftaleno DR = 1,49 

En el caso de la solución Clerici, el disolvente que se usa es agua destilada, agua de la canilla (grifo, tornera etc) no se puede utilizar, ya que esto haría que la solución quede turbia por la precipitación.







Entre las numerosas aplicaciones de este método, se destaca la distinción entre el diamante DR = 3,52 y las  moissanitas DR = 3,32 utilizando líquidos 5 o 6.


Entre el diamante DR = 3,52 y la Circonita DR varía entre 5,50 y 5,90, empleando el líquido 6 ó 7. 

Entre el aguamarina DR = 2,71 y el topacio azul DR = 3,56 o la espinela azul sintético DR = 3,65, con la ayuda de líquidos 2, 3, 4, 5 o 6.

Entre el ojo de gato (crisoberilo), DR = 3,73 y el ojo de gato de cuarzo ojo DR = 2,65, utilizando el líquido 1, 2, 3, 4, 5 o 6.

Entre los cítrinos DR = 2,65 y el topacio amarillo DR = 3,52, utilizando el líquido 1, 2, 3, 4, 5 o 6.

Aunque el método de líquidos densos se utiliza a menudo para obtener un valor aproximado de la densidad relativa de una piedra preciosa, también se puede emplear para la determinación del típo de piedra. 







En este caso, se debe introducir la piedra en el líquido denso y diluir lentamente, gota a gota, se mezcla continuamente con una varilla de vidrio hasta que la gema se mantiene en equilibrio en el líquido, es decir, no flotan ni se hunden , momento en que ambos tienen la misma densidad relativa. 
El siguiente paso es determinar la gravedad específica del líquido, que se puede hacer de varias maneras. 
El método más simple es utilizar un conjunto de indicadores (mineral o vidrio con pesos específicos conocidos, ofrecidos por los fabricantes), pero también se puede hacer tal determinación por medio de un picnómetro o una escala de hidrómetro de Westphal, elementos que raramente están disponibles para gemólogos, joyeros y comerciantes.








Las principales ventajas de este método de líquidos densos es la simplicidad del procedimiento (para los cálculos y las mediciones precisas no, como se señaló anteriormente) y la posibilidad de probar varios gemas simultáneamente, incluidas las de tamaño muy pequeño, que no sucede cuando el método empleado es el de hidrostática.

Las principales desventajas de este método es que los líquidos densos son tóxicos, caros y volátiles, hay un desperdicio razonable e inevitable de líquido, haciendo  el método aún más caro; ninguna dificultad en piedras preciosas demasiado grandes y no deben someterse a pruebas gemas porosas, tales como el ópalo o turquesa debido a que pueden retener algo de líquido y, por lo tanto, tendrán sus colores modificados. 
Además, si se necesitan determinaciones precisas, el método es relativamente lento y complicado, por ser un método comparativo.







Uno de los principales problemas de estos sistemas es el no poder trabajar con gemas ya colocadas en las joyas.


Fernando Gatto
kaia joyas Uruguay

No hay comentarios.:

Publicar un comentario