miércoles, 26 de diciembre de 2012

AMBERES LA CIUDAD DE LOS DIAMANTES







El nombre de la ciudad proviene de la leyenda de Silvio Brabo, cuya estatua puede verse en Plaza Mayor (Grote Markt). 
La leyenda cuenta que un gigante llamado Druoon Antigoon habitaba el río, cobrando un peaje a los barcos que quisieran pasar. 
Si un barco no pagaba, el gigante cortaba la mano del capitán y la arrojaba al río Escalda (Schelde). Un día, un centurión romano, cansado ya, cortó la mano del gigante y también la lanzó al río y de ahí surge el nombre de Amberes (Antwerpen);

Ant = Mano, 
Werpen = Lanzar.







Amberes, antiguamente conocida como Antuerpia, en neerlandés Antwerpen y en francés Anvers, es una ciudad situada en Bélgica que posee 501.400 habitantes (2011).







A inicios del Renacimiento esta ciudad perteneció a los Países Bajos Españoles. 
El siglo XV marca el inicio del desarrollo económico de la ciudad, que se convierte en uno de los centros comerciales más importantes del Norte de Europa: a mediados del siglo XVI, los impuestos recaudados por la Corona española en el puerto de Amberes igualaban a los ingresos por las minas de plata de Potosí.
En Amberes se editaron los primeros mapas impresos en planchas de cobre. 
El iniciador de este tipo de cartografía en 1570 fue Abraham Ortelius.







La ciudad es sede de una de las universidades más importantes de Bélgica, la Universidad de Amberes.

Amberes es un importante centro en el tallado de diamantes. 
Su puerto, con cerca de cincuenta kilómetros de muelles, es uno de los más importantes del continente europeo y es una plataforma de direccionamiento de las mercaderías tanto de exportación como de importación para Bélgica y otros países. 







El puerto ha crecido por su ubicación estratégica en el norte de Europa y por sus costos competitivos en relación a los otros puertos importantes de esta zona, debido al análisis realizado por los usuarios desde el punto de vista CIF (Cost, Insurance and Freight).







Es la ciudad donde Pedro Pablo Rubens desarrolló gran parte de su formación y trabajo, y donde vivió los últimos años de su vida. 
El artista se ha convertido en símbolo de la ciudad, es fácil encontrar en calles y plazas estatuas y referencias a él. 
La catedral alberga tres de sus obras y otras notorias se pueden encontrar en el museo conocido como Casa de Rubens. 
Real Museo de Bellas Artes de Amberes
En lo referente a vida nocturna, Amberes es una ciudad muy animada dado que es una de las ciudades universitarias más importantes del país. 
El centro está repleto de bares donde se puede degustar, entre otras muchas, la cerveza propia de la ciudad, De Koninck. 







También, junto a la catedral en la calle que la bordea por la izquierda está el bar más antiguo de la ciudad que ofrece una carta de cervezas con más de 150 variedades diferentes.







Otra visita interesante es la zona portuaria próxima al centro histórico donde se pueden ver distintos tipos de embarcaciones tanto de transporte como de recreo, en una exposición libre situada en antiguos almacenes.







La iglesia de Santiago (Sint Jakobskerk) es otro de los monumentos a visitar, ya que Amberes era una de las etapas importantes en el Camino de Santiago desde los Países Bajos.







Todos los domingos por la mañana, en la Plaza Mayor (Grote Markt) y a los pies de la estatua de la fuente del Brabo, se monta el mercado de las flores.







Fernando Gatto
Kaia Joyas Uruguay

No hay comentarios.:

Publicar un comentario