jueves, 28 de noviembre de 2013

LA PLATERÍA ARAUCANA UN ARTE EN EXTINCIÓN





El platero araucano, heredero tardío de la milenaria metalurgia andina, representa el crepúsculo de la orfebrería en plata indígena de nuestro continente. La Platería Mapuche, en cierto modo, es comparable a los últimos rayos de la grandeza que un día, hace milenios;- se inició en la, región andina de Colombia, o quizás en el Caribe, y luego se extendió en su magnificencia áurea por Ecuador, Perú, Norte de Chile y Noroeste de Argentina.








Hoy día la luz argéntea de la Platería Mapuche se ha apagado, el arte se ha extinguido, ya no hay retrafes, plateros indígenas. 








Las joyas que actualmente utilizan las mujeres araucanas son las que heredaron de sus abuelas, auténticas reliquias del pasado.







La extinción de este arte tiene raíces económicas. 
El colapso de la actividad se inicia al comienzo de nuestra centuria. 








El momento de esplendor del arte ha quedado en la memoria. 

(Qué pasó? .Cómo explicarlo?) 

Son múltiples las interrogantes y también lo son los factores que se concatenan en el hecho, y que no cabe en este trabajo analizarlos. 
Sólo diremos algo que nos parece gravitante en todo ella. 








La pérdida de su territorio y el obligado enclaustramiento en reducciones, situación que llevó a los mapuches a la pobreza, los condujeron a emigrar a los centros poblados, al desarraigo, que los hizo perder el contacto con la tierra, y dicha tierra es la esencia de su cultura.





JOYAS

Además, para desarrollar este arte, los araucanos utilizaron la plata, un material noble y caro. 
En ello está su fuerza, pero también su debilidad. Minas de plata no existen en la Araucanía, nunca se ha comprobado la existencia de antiguos laboreos, y la investigación llevada por los geólogos descarta la presencia de filones de este metal. 







Por lo tanto, se debe aceptar, como un hecho indiscutible, que la plata que utilizaron los plateros araucanos es de origen foráneo. 
Su fuente, su acopio fueron las monedas de plata que circularon en Chile hasta comienzos de nuestra centuria. 








Al desaparecer éstas, en 1920, y ser reemplazadas por otras de níquel, cobre y bronce, metales que no utiliza, sino excepcionalmente, el joyero, decae la actividad; los viejos plateros no reciben trabajos, el oficio se pierde. 







La comunidad araucana empobrecida no puede comprar plata en los mercados que venden este metal. 
Desde entonces se abre un paréntesis en el arte, que no sabemos cuándo se cerrará, o si esto significa el final.







Fernando Gatto
Kaia Joyas Uruguay

No hay comentarios.:

Publicar un comentario