miércoles, 2 de abril de 2014

JAVIER SERRATOS PASIÓN Y ORIGINALIDAD





«Creativa, apasionada y única», así describe su obra este talentoso diseñador jalisciense. 

Hijo de padre joyero, se involucró desde temprana edad en los quehaceres de la joyería. 







«Mi padre desde muy joven se dedicó a trabajar en esto. 
Él tenía su taller y toda mi vida me empapé del proceso de creación y la fabricación de las piezas. Mi primera pieza la hice ahí, pero lamentablemente nunca me metí de lleno por cuestiones personales, sin embargo, yo seguí trabajando una que otra pieza, sin el afán de comercializarlas. 







Eran para mi familia, mi padre me ayudaba a terminarlas. 
Así fue como empecé. 
Después lo dejé por muchos años. Cuando mi padre murió tuve la idea de retomarlo. Hace mas o menos un año, una amiga me encargó una tiara para su boda. 
Me emocionó mucho y me puse a trabajar en ello. Es una pasión lo que siento por la creación de joyas. Buscar piedras naturales para mi es fascinante».








Sus piezas son trabajadas exclusivamente en oro y plata con engarces de piedras naturales: 

«Lo que más me apasiona de las piedras es la individualidad que cada una de ellas aporta, ya que ninguna es igual. Yo trabajo con diamantes, esmeraldas, zafiros, rubíes… mis favoritos son las ágatas. Tenemos más de 3 mil variedades aquí en México. ¡Es una maravilla! Trabajo mucho cristal de roca, topacio rutilado, ónix, ópalo… hay un sin fin de piedras ».








Sobre su proceso de producción comenta: 

«Me inspiro mucho ahora en la arquitectura, me encanta pasar por el centro y admirar los edificios de los años 40 y 50. 



 



Así comienza el proceso creativo, el diseño. Después decido qué material quiero usar y qué piedra es la que puede hacer resaltar ese diseño.






Hay piedras muy pesadas que no puedo usar para tal o cual pieza y hay piedras muy ligeras y versátiles. Comienzo a hacer pruebas de colores; corto las piedras y las tallamos… es muy interesante porque cuando las cortas te das cuenta si va a funcionar para el diseño o no. Hay que hacer muchas pruebas para poder decidir qué es lo que va a llevar.



 


El proceso puede cambiar un poco en función de la piedra que encuentre. Después comienzo con el proceso de laminado del metal. Todo lo que yo trabajo en el taller es manual, no hay moldes. 






Es un proceso muy artesanal y de alguna manera lento, pero hace más rica la pieza porque la vuelve única. Eso para mí es muy valioso».








Javier Serratos ya tiene planes para el futuro mismos que representarán un gran reto para su carrera: 
«Pretendo sacar dos colecciones completamente opuestas. 







Una va a tener que ver exclusivamente con la naturaleza, específicamente con Chiapas: sus lagunas y sus colores únicos van a ser la fuente de inspiración de esta nueva colección.







La otra será absolutamente urbana, muy pesada. Espero tener una penetración de mercado importante; que la gente aprecie la individualidad de las piezas, que vean que se puede trabajar bien en México, que tenemos muy buenos materiales para hacerlo, muy buena mano de obra, que veamos que podemos competir con cualquiera; quiero que la gente sepa que no es tan difícil hacerlo si lo haces con pasión y convicción».








La marca Javier Serratos ya se encuentra constituida y es el propio Javier quien crea, diseña y fabrica sus joyas; éstas se encuentran a la venta en la galería ‘Cielito Lindo’ de Puerto Vallarta y en su página de Internet: 
https://www.facebook.com/pages/Javier-Serratos-Arte-en-Joyeria/108186002587608







Fernando Gatto
Kaia Joyas Uruguay

No hay comentarios.:

Publicar un comentario