jueves, 17 de julio de 2014

CARLA AMORIM DEL HOBBY A LA FAMA





Conocida por transformar metales y piedras preciosas tanto en bruto como talladas en obras de arte, la diseñadora tiene una lista de clientes de renombre: Angelica, Gloria Kalil, Adriane Galisteu, Maria Fernanda Candido, y Carla Camurati, quien la invitó a crear las joyas utilizadas por Marieta Severo en la película "Carlota Joaquina".







De su web:
Carla Amorim diseñadora de joyas, nació en Brasilia y desde 1993 y crea sus linea de joyas.



 



El trabajo creativo de Carla se basa en una trilogía: la naturaleza en todas sus formas, la arquitectura de Brasilia con las líneas brillantes de Oscar Niemeyer y su religiosidad.
Para sus caravanas, anillos, pulseras y collares, todos los materiales preciosos se utilizan indistintamente, para dar el acabado perfecto de cada pieza. 



 



Los diamantes, zafiros, esmeraldas, turmalinas, tanzanita, piedras preciosas brasileñas, perlas, oro de 18 K en varios tonos, todo es explotado para lograr el efecto deseado.







Sus joyas también son muy apreciadas en el extranjero, en las ciudades de Nueva York, Paris, Beverly Hills, e incluso en ciudades de Japón, Italia y China.







Recientemente, Carla hizo una reinterpretación de algunos de los clásicos religiosos de su propia joyería. 
La colección "Sagrado" cuenta con anillos y pulseras en el tercer formato, medallas, santos, escapularios, cadenas con crucifijos y santos. 







Todo en oro blanco, rosa y amarillo, siempre presente en todas las líneas.







Para obtener las últimas colecciones, Carla atrapó la belleza de las gemas brasileñas. 







"La naturaleza es siempre una de mis principales influencias." 

Para completar los 15 años de carrera, Carla eligió nácar, topacio, ónice y turmalina para la línea "Universo".







Su historia

Todo comenzó cuando tenía 16 años, cuando comenzó a fabricar sus propias joyas. 
Más tarde decidió invertir en el mercado de la joyo de su país. 
Tomó el dinero de su padre, y al ser capaz de hacer y vender las joyas que había hecho de forma casera, con un par de piezas del material que tenía en casa, sintió que era capaz de construir su propio negocio.







Actualmente, los joyeros de Carla se encuentran en las principales ciudades de Brasil: São Paulo, Brasilia, Río de Janeiro, Belo Horizonte y Recife.







Fernando Gatto
Kaia Joyas Uruguay

No hay comentarios.:

Publicar un comentario