martes, 8 de septiembre de 2015

EL ÁMBAR - - RECONOCIENDO AL ÁMBAR FALSO




En nuestros tiempos, el ámbar falso y las falsas inclusiones fósiles  se ven prácticamente en todas partes. 





Esta industria se remonta a principios de 1900, y tiene su fuente principal en Nueva Zelanda, donde se encuentran grandes cantidades de Kaori Gum - el principal ingrediente en la fabricación de ámbar falso.





En la Isla del Norte, las excavaciones de Kaori Gum se realizan diariamente, convirtiéndose en una industria importante. 





Si usted se pregunta cómo se utiliza este Gum Kaori como un sustituto para el ámbar, les cuento: el material se funde suavemente y con cuidado. 
Inclusiones entonces serían colocados en él, por ejemplo, insectos de colores adecuadamente que pueden ser detectadas fácilmente como fósiles falsos porque los verdaderos fósiles antiguos son incoloros y monocromáticos debido al paso del tiempo. 





Usted puede ver el color de un escarabajo en piezas de ámbar reales, pero esto es sólo un efecto de refracción de la luz, por lo que es generalmente fácil distinguir entre inclusiones reales y los falsas.





Sin embargo, la industria del ámbar falso está lleno de gente inteligente y creativa.





Un método de inclusiones fósiles en ámbar falso implica en usar una sección de corte de una verdadera pieza de ámbar.





El espacio hecho de esta manera dentro de la piedra se perfora entonces en el bloque principal, donde se coloca un animal o insecto. 





Por lo general, el animal o insecto sigue vivo y muere después del procedimiento, cuando está rodeado de resina fundida. 





La sección que se ha eliminado en el primer lugar se vuelve a colocar en el interior de la piedra y es pegada con una resina líquida similar. 





Y por lo que tiene una pieza externa perfecta del verdadero ámbar y nadie o ninguna prueba puede negar eso.





Otra estafa bien conocida es el uso de copal, porque puede fundir fácilmente. 





Así estafas con inclusiones raras son hechas por la perforación de un trozo de ámbar falso o verdadero y colocando dentro de un residuo orgánico. 





Por último, el agujero se llena de copal fundido y la nueva pieza se pule. 
Puede parecer natural, pero no lo es.





Muchos coleccionistas fueron víctimas de estafas como éstas comprando todo tipo de piezas de ámbar con inclusiones raras, como lagartos, insectos exóticos y así sucesivamente. 





Ellos no sabían que a veces las cosas son demasiado buenas para ser verdad. 
Mientras tanto, los distribuidores venden miles de piezas de ámbar con inclusiones fósiles falsas y hacen un montón de dinero.





Fernando Gatto
Kaia Joyas Uruguay

No hay comentarios.:

Publicar un comentario